Apuntes | Notas

Poner el foco en Latinoamérica y validarnos es importantísimo


En 15 días finalmente comienza la III Bienal Contemporánea de Joyería Latinoamericana, pospuesta en 2020 por la pandemia. A partir de este año acontecerá en distintos lugares de Latinoamérica y podrá verse en vivo y simultáneo a través de una plataforma digital exclusiva: labienal.ar a la que se podrá acceder desde cualquier lugar del mundo a partir del próximo martes 17.

Sus organizadoras, las joyeras Laura Giusti y Paula Isola, dan detalles de las novedades y explican por qué mantienen el suspenso en el anuncio de los premios del concurso principal «Abran Cancha», que se comunicarán el día de la inauguración.

El calendario completo de exposiciones y actividades, y datos de cómo se puede participar en esta actualizada edición.

La Bienal Latinoamericana de Joyería Contemporánea se da como respuesta a la necesidad de mancomunar un recorrido identitario de creación, reconocimiento y validación de nuestro arte.

“Ayuda a crear caminos y descubrir intereses comunes, fomentar el deseo del encuentro y del trabajo colaborativo”, dicen Laura Giusti y Paula Isola, organizadoras de este evento, que suma propuestas de Argentina, Chile, Brasil, Colombia, México, donde esta vez se realizarán las distintas exposiciones.

También habrá piezas contemporáneas de creativos de Israel, Dinamarca y Canadá. En total, esta bienal dará a conocer más de 570 obras.

La multiplicidad de sedes, más allá de Buenos Aires, y su acceso a la distancia mediante una plataforma online especial son sus principales novedades.

En esta tercera edición participarán 70 artistas joyeros -seleccionados de 139 concursantes- que presentarán 114 piezas de joyería contemporánea -elegidas de entre 275 piezas- en el concurso principal. Las habituales jornadas de reflexión se realizarán entre el sábado 18 y domingo 19 de septiembre.

El martes 17, a las 19, se transmitirá la inauguración del concurso en directo, se anunciarán los premios y se lanzará la plataforma que exhibirá las 25 exposiciones simultáneas, las cuales se abrirán el día de su respectivo estreno tal como hubiese acontecido de manera presencial.

Esta vez habrá suspenso. El anuncio de la premiación se hará esperar. Habitualmente se conocía con anticipación pero esta vez, como no se otorgarán en una ceremonia presencial, se mantendrá en suspenso hasta el día de la inauguración de la Bienal.

Lo que se otorgará además del primero, segundo y tercer premio del concurso «Abran Cancha» es el Premio Joya Argentina y, en esta tercera edición, el público podrá votar a su joya favorita del concurso.

La joyera Paula Isola es una de las incansables impulsoras de este acontecimiento cultural. Cuenta que la bienal es resultado de construcciones que se gestan en conversaciones e intercambio de ideas y opiniones, como resultado de un interés por ampliar la difusión de la joyería contemporánea.

Es una iniciativa de Joyeros Argentinos, la asociación que reúne al más importante colectivo de artistas locales.

Las primeras actividades tenían como fin exponer y mostrar el trabajo que se desarrolla en nuestro país sobre esta disciplina. No solo para llegar al público sino para poder estar en los museos en busca de su apoyo o espacio.

“De la muestra «Caleidoscopio», la primera expo internacional de Joyeros Argentinos, realizada en el «Simposio Area Gris» en México, en la que participaron 42 artistas; luego con «Tiempo», en 2013, la primera itinerante que arrancó en la Ciudad de Buenos Aires, siguió en Tucumán y finalmente pasó por La Plata, a «Figuraciones», en 2015, que se hizo en Buenos Aires, Santiago y Valdivia, se buscó mostrar no solo lo que hacen los argentinos para los argentinos sino comunicarnos y establecer lazos con otros países vecinos y latinos que estaban trabajando en joyería, por eso en esa expo invitamos a Joya Brava.

“Esa experiencia fue un hito en nuestro recorrido porque cruzamos la frontera y fue entonces cuando volvimos con la idea de dar un paso más. Así surgió la idea de armar una bienal y latinoamericana”, explican.

La bienal se apoya en dos pilares: una es el concurso principal y la otra son las exposiciones simultáneas que cada vez son más.

En la primera edición de 2016, además del concurso principal hubo 7 exposiciones con 70 participantes. En la segunda edición se pasó a 150 participantes en 23 exposiciones, “un boom”, dicen orgullosas, y anticipan que en la edición que ya viene se efectuarán 25 muestras.

Un evento súper interesante que, como pasa en toda gestión de arte, demandó un trabajo importante y detallista. Ni bien terminamos la primera comenzamos a organizar la segunda convocatoria y al terminar la edición de 2018 ya teníamos propuestas para la siguiente, que estamos inaugurando en días. En ese momento, tomamos conciencia de la importancia que había adquirido este encuentro. Los joyeros latinoamericanos estábamos necesitando estos espacios de intercambio y difusión”, precisa Isola.

Laura Giusti es la otra organizadora de este acontecimiento joyero. Opina que “está bueno mirar lo que pasa en otros continentes y participar de otros concursos, pero también está bueno vernos a nosotros mismos y tratar de entender qué son las cosas que nos movilizan, de qué queremos hablar.

“Y de esto se trata la bienal, de mostrar trabajos joyeros y de poder reflexionar sobre nuestra actividad, para lo cual están las jornadas en las que queremos para integrarnos, conversar y discutir sobre nuestra práctica y sobre los conceptos que hacen a nuestra identidad latinoamericana”, resalta Giusti.

Tercera edición novedosa

La tercera, en suspenso por la pandemia, se llevará a cabo entre el 17 de agosto hasta el 17 de octubre. “Tomar la decisión de finalmente realizarla implicó rever el qué y cómo de un trabajo de dos años de gestión de espacios, premios y muchas otras cuestiones. Y como no queríamos que nos pase lo mismo que el año último la bienal se plantea de manera distinta con muchas novedades”.

Laura Giusti recuerda que el primer concurso que organizó Joyeros Argentinos en 2010 para artistas argentinos fue uno de los primeros en Latinoamérica y uno de los primeros en la región que atrajo la atención en el ambiente joyero.

“La mirada hacia afuera es cultural y considera más valiosa la mirada externa que la propia. Poner el foco en Latinoamérica, vernos entre nosotros y validarnos entre nosotros es importantísimo.

“Nuestro trabajo merece ser validado por nosotros mismos, no necesitamos de un juicio externo. Y en eso nos concentramos y trabajamos para poner en valor el trabajo de los joyeros latinoamericanos, además nos proponemos generar lazos de comunicación y visibilización”, remarca Giusti.

En las jornadas de reflexión de la bienal habrá ponencias de todos los países participantes no solo del concurso.

“Estas generan una corriente de energía muy positiva y estimulante, de mucha euforia, con mucho por decantar y, sobre todo, se dan lazos que perduran y producen nuevas sinergias, proyectos y diálogos”, agrega.

Y comenta que en las tres bienales, con los concursos «Vecinos», «Puentes» y «Abran Cancha» se puso el eje en las relaciones, aunque las convocatorias tienen temas de libre.

“En esta próxima el tema de abrir cancha que acá venimos implica un sentir más latinoamericano que nunca”.

Estos concursos están pensados para latinoamericanos que viven en cualquier parte del mundo o para residentes en Latinoamérica independientemente de su nacionalidad. El resto de las propuestas de la bienal no tiene limitación.

Siempre tienen dos jurados: uno de selección y otro de premiación que evalúa las piezas a la vista y en mano, aunque “esta vez habrá jurados del exterior que analizarán a través del contacto directo de otros, siempre con un intercambio enriquecedor”, aclaran, e indican que los premiados de las distintas bienales provienen de los diversos países participantes, como Chile, Colombia y Argentina, con una muy interesante variedad de miradas dentro de la joyería latinoamericana.

Entre las actividades, además de las exposiciones simultáneas y las jornadas de reflexión, se cuentan las charlas, los talleres y en la edición anterior hasta hubo un desfile.

Qué ofrecerá labienal.ar

Labienal.ar es una plataforma diseñada especialmente para este evento que reúne en un mismo sitio todas las actividades que se realizarán durante los dos meses de la bienal, cada una con un espacio especial:

Uno para el concurso «Abran Cancha»; otro para los artistas participantes del concurso con datos de contacto de cada uno; uno especial para los jurados de selección y premiación; los patrocinadores de los premios también tendrán su espacio. Y, por supuesto, para cada una de las 25 exposiciones simultáneas que tendrán sus respectivas fotos, textos y videos.

Los artistas participantes de las exposiciones simultáneas, también con datos de contacto, tendrán lo suyo; lo mismo, los espacios que acompañan a las exposiciones de forma presencial y virtual; de igual modo, las jornadas de reflexión con cuatro módulos temáticos; los talleres organizados por artistas, gestores culturales y patrocinadores; por otra parte, las conferencias y, asimismo, las actividades que organizarán los responsables de las diversas exposiciones.

En la plataforma se anunciarán las actividades de cada semana y las inauguraciones se abrirán al público a medida que se estrenen. Todas las actividades son libres y gratuitas, a excepción de los talleres organizados por los artistas.

Desde todo punto de vista

Otra de las novedades de esta renovada edición será la activa participación del público. Hasta el 1° de octubre tanto el público en general como los participantes de la III Bienal podrán votar su obra preferida dentro del concurso «Abran Cancha». Un voto por persona.

Para poder votar, hay que registrarse en la plataforma, que es donde se emite el voto. El enlace para votar estará en cada pieza. Todo a partir del martes 17.

“Lo nuevo de esta bienal nos lo deja esta pandemia. A pesar de todo lo terrible nos dio la oportunidad de crecer y, a partir de ahora, las bienales van a poder suceder en distintos lugares de Latinoamérica.

“Esta propuesta amplía el alcance y la participación porque las exposiciones simultáneas pueden acontecer en cualquier lado y se compartirán dentro de la plataforma”, apunta Isola.

Va a haber 6 exposiciones en Chile, 3 en Brasil, 1 en Colombia, 3 en México y 12 en Argentina, que se van a inaugurar en distintas ciudades pero verse en simultáneo en la plataforma de la bienal.

“Esto nos parece súper interesante porque es mucho más accesible para los expositores que podrán realizar sus exhibiciones en su propio país y no tienen que venir a Buenos Aires. No obstante, la plataforma nos permite ver todo. Todos podremos ver todo, estemos donde estemos.

“En esta oportunidad, algunas exposiciones se realizarán en forma presencial en distintas galerías aunque se podrán ver de manera virtual. Esperamos que en la próxima edición tengamos una explosión de museos y otros espacios ocupados por la joyería contemporánea en todo el continente”, augura.

Y ya lograron que ese espacio que era de Argentina se extendiera a toda Latinoamérica, por ahora  a través de Chile, Colombia, Brasil y México. “Hay mucha gente trabajando en estos y otros de la región y está bueno trabajar juntos y construir entre todos”, añade.

Ante la consulta por el paso hacia la digitalización de este evento cultural, las joyeras comentaron que decidieron pasar a la virtualidad ante las conocidas complicaciones sanitarias por la pandemia e investigaron las mejores posibilidades para un espacio virtual adecuado a su proyecto.

“Advertimos que era más interesante que perdurara como una fuente de datos interesantes para consultar por parte de todo el mundo. Por eso, decidimos hacer un desarrollo especial con un plataforma que incluye muchas páginas: la del concurso, los artistas del concurso, cada una de las exposiciones simultáneas con sus respectivos artistas también, la de las jornadas y las conferencias, y se podrá acceder de manera libre y gratuita.

“Este es un gran cambio, que se da como consecuencia de un proceso resultante del diálogo con los participantes”, puntualizaron.

Cronograma en simultáneo

La bienal durará dos meses con un interesante cruce de experiencias y trabajos a pesar de la pandemia.

El calendario de actividades es el siguiente: https://lajoyeriadeautor.com/cronograma-de-exposiciones-de-la-bienal/

calendario de la III Bienal

Manos a la obra

“Se trabaja tanto como demanda la cantidad de exposiciones que incluyen a diversos colectivos artísticos. Desde hace semanas ya están manos a la obra preparando sus exposiciones y subiendo sus trabajos para que todo esté listo” en esta cuenta regresiva de días para este gran evento joyero.

Entre las oportunidades pandémicas, Isola destaca que antes no tenían una conexión tan directa con el otro trabajando por la bienal sino recién cuando el trabajo estaba listo y colgado en la exposición.

A pesar de que hoy la conexión es virtual es muy fuerte ver como todos mancomunados a full, juntos subiendo material en tiempo real”.

Como joyeras, Paula Isola y Laura Giusti también participan en distintos grupos que expondrán. Y entre sus múltiples tareas mencionan: “Además de que podemos ver en vivo y en directo cómo desde distintos lugares de Latinoamérica están trabajando en las expos de la bienal, también intervenimos en muestras en los colectivos a los que pertenecemos.

“Es que este es un trabajo colaborativo gestionado por todos y cada uno de los grupos, que siguen los instructivos especialmente preparados para que cada equipo pueda poner en línea lo suyo y funciona bárbaro. También hacemos el seguimiento de cada uno de los responsables de subir las muestras de la bienal. Es un trabajo intenso y emocionante”, detallan.

Trabajo colaborativo

El equipo principal que gestiona la bienal va más allá de Joyeros Argentinos porque “depende de qué es lo que toque hacer, sea como socios de JA o como alumnos de los talleres joyeros que exponen, por ejemplo.

“Y no nos limitamos en actividades, estamos tan abiertas que hasta, por ejemplo, en la última edición aceptamos y promovimos la realización de un desfile urbano por las calles de Palermo presentado por Taller de Metales de Florencia Gargiulo, el cual resultó una experiencia increíble”, destaca Giusti.

La bienal no termina a los dos meses porque continuará de manera itinerante. Este año también se prevé repetir la experiencia, en la medida de las posibilidades, más allá de Buenos Aires. Pero en esta ciudad la muestra principal estará fija entre marzo y abril de 2022 en el Museo Nacional de la Historia del Traje.

En la segunda bienal se llevó la muestra del concurso «Puentes»  al Museo de Arte Decorativo de Rosario, “siempre con el objetivo de superar el límite de nuestro espacio propio”.

Y también continuará porque toda la información de la bienal en línea quedará accesible de manera permanente, como documentación disponible para los artistas, los museos, las galerías, los curadores y el público interesado de cualquier ámbito o lugar.

“Lo que nosotras hacemos, y en esta bienal va a estar más presente que nunca, es darle la posibilidad a la gente para que contacte al artista.

“Como en la plataforma de la bienal van a estar los contactos de los expositores, cualquier interesado, comerciante o marchand, curador podrá acceder, pero no intervenimos en la comercialización de las obras de los”, concluyen.